Historia del Hotel

     Esta residencia fue construida hace 70 años, en el mismo lugar donde antes estuvo el Palacete estilo Francés de Construyó José María Reyna Barrios quien fue presidente de Guatemala de 1892 a 1898.

El General Reyna Barrios siendo un hombre de mundo y culto hizo mucho por embellecer el país, habiendo inaugurado “El paseo de la Reforma”, El palacio de la reforma que luego se convirtió en la Escuela Politécnica y el Hospital Militar. ​

Muchas de las estatuas que todavía se encuentran embelleciendo nuestro paseo de la Reforma fueron importadas por él, incluyendo las fuentes, verja y estatua que adornan los jardines del hotel “La Casa Grande”.

El presidente Reyna Barrios fue asesinado en una de las calles de la ciudad; su inconsolable esposa vendió el pequeño palacio y se dirigió a Francia de donde era originaria. ​

Con el terremoto de 1917 la mansión quedó totalmente destruida, por muchos años este terreno quedó abandonado pasando por manos de diferentes dueños hasta que en 1937 lo compró la familia Vlaminck, quienes donaron muchas de las piezas de mármol del antiguo Palacete a la iglesia de Guadalupe.

Luego construyeron esta elegante residencia que fue casa por muchos años y ha sido ahora que unos descendientes la han reacondicionado para un pequeño Hotel de Primera, con todas las comodidades que puede ofrecerle una mansión guatemalteca, con su exquisita atención, encanto y elegancia.

Casa